Reemplaza la ignorancia por sabiduría y podrás lograr que otra persona también lo haga. 
Me gusta la gente capaz de entender que el mayor error del ser humano es intentar sacarse de la cabeza aquello que no sale del corazón.


Hay personas que quiero muchísimo, que su belleza no es para alimentar a los ojos. Su belleza es para alimentar el alma. Cualquier ciego se daría cuenta que estaba en las puertas de Babilonia porque su grandiosidad al alma derretía.
La espada de la verdad tiene doble filo, te digo sin duda. El destino te derriba y todo te parece ansia viva. Por tu sonrisa  ansío satisfecho.


Contrabajo a destajo de solfeo excesivo, esperando la cosecha, se abre brecha o dique seco sin caudal en el lagrimar, sé que cada día te estimo más. Ahora toca soñar. Salud.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *